Los “Jostabol” están de fiesta

Era muy niña cuando una familia estadounidense se popularizó en Uruguay. Los Huxtable (“Jostabol” para mi memoria) fueron una de las más entrañables compañías televisivas de la década del 90.

Este 2009 el Show de Bill Cosby cumplió 20 años de su primera emisión en Estados Unidos. Un hito que pasó desapercibido; algo imperdonable para los seguidores.

En este tiempo en el que al encender la televisión -sin opción a TV Cable- uno no encuentra más que telenovelas; con culebrones de los cuales se conoce el comienzo, el desarrollo y el final, recordar a la querida familia “Jostabol” es un como una bocanada de aire fresco a 40 grados a la sombra en verano.

Sus integrantes, sus historias individuales, sus amigos, lo que los hacía reír o llorar, era siempre imprevisible. Daba gusto sentarse a compartir un nuevo capítulo. Pero no todo fue entretenimiento en la casa de los “Jostabol”, también fue un mojón en la historia.

El “Dr. Jostabol” era el padre de una familia de clase negra, residente en los suburbios de Chicago. Promediando el año 1984, cuando empezó a emitirse la serie en Estados Unidos, los “Jostabol” se posicionaron como una de las primeras familias de raza negra que no estaba estereotipada y se mostraba por tanto, igual a cualquiera de raza blanca.

Este mismo punto sin embargo les implicó cuestionamientos, ya que muchos activistas aseguraron que se formaba en base a arquetipos irreales, porque omitía las desigualdades existentes en la sociedad, derivadas de la discriminación racial.

Más allá de eso, aquella familia es un recuerdo amigable. Muchas series televisivas compiten actualmente por las grandes audiencias, muchas logran ser creativas, ingeniosas, audaces... pero pocas podrán sortear el paso del tiempo y permanecer acompañando el devenir de la historia. Ser parte de la historia...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada